Jueves, 19 de Octubre del 2017,
Kultiba

Compromiso. Una actitud individual, un valor universal.

aitzol batiz 2014/09/29 Cultura y la Empresa No Comments
14241495981_009f0dea5a_o

Compromiso, según las dos primeras acepciones de la RAE significa “obligación contraída” y/o “palabra dada”. En cualquiera de los casos una cuestión directamente ligada a la actitud individual de una persona.

Tiene un significado profundo, en cuanto a lo que supone de obligación, pero es otra más de las palabras que utilizamos habitualmente sin tener en cuenta su verdadero sentido y valor. El compromiso tiene que ver con cada persona y son su actitud frente a la vida, al resto de las personas, a las actividades cotidianas y, también y cómo no, con el trabajo. En cuanto se trata de una actitud, el compromiso no entiende de discursos y de palabras; se manifiesta en hechos y en acciones concretas. Una persona comprometida no dice que lo es, actúa de una manera determinada y promueve una serie de valores relacionados con la voluntad [buena disposición, tolerancia, contribución, etc.]. A la vez está abierto a, al menos, escuchar otras visiones de cara a integrarlas a la iniciativa personal.

Un reto complicado pero apasionante es el de poder trasladar una actitud individual como la que supone el compromiso a un grupo o colectivo como el que puede ser una organización. Nosotros hacemos este camino trasladando al colectivo las inquietudes y las necesidades individuales de una forma absolutamente abierta y transparente. Una vez se recogen todas las sensibilidades se establece un “mínimo común denominador”, que tiene que ver con lo común en los planteamientos individuales. Ese mínimo es lo que nos hace asumir el compromiso colectivo. Eso que todos, de manera individual deseamos y que el grupo asume como propio.

Cuando un grupo asume un compromiso colectivo, la potencialidad de ese compromiso es enorme. Se trabaja en grupos para conseguir retos que tiene que ver con cada una de las personas y cada una de ellas tiene una parcela de decisión y acción para poder desarrollar su trabajo. Es casi mágico, cada persona asume su trabajo con un mayor nivel de autogestión y con una actitud y motivación positiva para afrontar los retos en los que participa desde su inicio.

La imagen es de Sami Paju en https://flic.kr/p/nGtoAa

¡Kultiba a tus amigxs! Share on LinkedIn3Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0Pin on Pinterest0Email this to someone

Sobre el autor

aitzol batiz

enREDando... ;-)

Deja una respuesta